Explorando Amman

Por Continentes

NUESTRA SELECCIÓN DE VIAJES

Amman

La capital del país, es una de las ciudades más antiguas del mundo. Destaca la Ciudadela, colina donde se encuentran las ruinas del templo de Hércules y el Museo Arqueológico, con una interesante sección dedicada a los nabateos. No hay que perderse el teatro romano, en un magnífico estado de conservación, el foro y la mequita al Husseini con sus dos elegantes minaretes otomanos.

DÓNDE DISFRUTAR ESTA ACTIVIDAD

Puntos Interés Jordania

Wadi Rum

Wadi Rum, o Uadi Rum, es un desierto situado al sur de Jordania, en una zona protegida. Se le conoce también como el Desierto Rojo, ya que cuenta con altas montañas de arenisca y arcos naturales. Además, debido a los beduinos que habitaron esta región durante siglos, se conservan inscripciones en las cavernas y los cañones. Lawrence de Arabia cruzó este desierto, y por eso hay un manantial con su nombre, puesto que parece que se lavó allí.


Aqaba

Aqaba es un centro turístico perfecto para la práctica de deportes acuáticos. Rodeado de palmeras y refrescado por una constante brisa del norte, alberga además un deslumbrante mundo subacuático de coral y peces que está a tan solo unos metros de las playas. También cuenta con lugares de interés medieval y arqueológico como el fuerte de Aqaba, la primitiva ciudad islámica de Ayla y el museo, situado en la antigua residencia de Sharif Hussein Bin Ali, bisabuelo del rey Hussein.

Jerash

Esta antigua ciudad romana fue una de las diez grandes del Imperio, perteneciente a la Decápolis. Actualmente, se considera una de las ciudades romanas mejor conservadas del mundo en la que destacan el arco del triunfo, la puerta Sur, el hipódromo, el templo de Zeus, el foro y el Cardo Maximus. Esta pequeña provincia del norte de Jordania vivió su época de esplendor en el S. I a.C. cuando bajo dominio romano.

Petra

Capital de los Nabateos. Una majestuosa ciudad de piedra rosada que está considerada una de las maravillas del mundo. Se levanta entre el Mar Muerto y el Golfo de Aqaba en el estrecho desfiladero del Siq. Este largo cañón mide algo más de un kilómetro de largo y protege la ciudad con impresionantes barrancos de unos 100 m de altura. El acceso a Petra se realiza desde Amman por el Camino de los Reyes ó a través del camino del Desierto.